Cordoma

Los cordomas son tumores raros que nacen a partir de remanentes de la notocorda y suelen distribuirse por el esqueleto axial; principalmente en el sacro, base de cráneo y menos frecuentemente en la columna. Son tumores histológicamente benignos, pero pueden manifestar un comportamiento clínico maligno invadiendo estructuras vecinas e incluso producir metástasis. Suelen presentarse con dolor de cabeza y visión doble.

El tratamiento de estos tumores supone todo un reto en la medicina actual. Clínicamente suelen diferenciarse dos grupos: un grupo de comportamiento benigno y, un segundo, con un comportamiento agresivo y de rápida evolución. No existe un tratamiento estándar y es muy importante que los pacientes sean tratados por grupos con experiencia en dichos tumores. La resección quirúrgica y la radiación son las principales armas en el tratamiento. A pesar de éstas, pueden recidivar. Actualmente las técnicas endoscópicas han mejorado el grado de resección quirúrgica y la morbimortalidad, sustituyendo a abordajes transfaciales o transcraneales clásicos (Figura 1). Imagen por RMN pre y postoperatoria (Figura 2). Imagen intraoperatoria.